Llegando a la paz mediante Mindfulness

A menudo me sorprendo a mí misma relatando el momento como narraría una escritora un pasaje de su libro…

Últimamente he leído mucho sobre vivir el momento (Mindfulness), no dejar que el pensamiento nos invada transportándonos más allá del ahora. Si vivimos plenamente el ahora no puede existir el sufrimiento, según Echart Tolle explica en su libro El poder del ahora -sufrimiento no es igual a dolor. El dolor es inevitable-. Sólo existe la vida. Aceptar plenamente la vivencia del momento en toda su magnitud, tomando conciencia de cada movimiento de nuestro cuerpo y de cada sensación que nos transmitan nuestros sentidos, es el modo en el que el miedo no tiene cabida.

Cuesta lograrlo. Cada vez pienso más en ello. Trato de concentrarme en el momento presente, llenarme de presencia, desconectar el torrente de pensamientos que llevan a millones de posibles futuros, a miles de interpretaciones de la realidad que me envuelve, que me llevan a decidir si mi circunstancia es buena, mala, angustiosa, dichosa, tediosa o lo que sea…

Sí, cuesta lograrlo, pero en las ocasiones en las que lo he conseguido -no son muchas a decir verdad, espero mejorar con la práctica-, tengo que admitir que experimento un estado de paz.

Ahora  me voy a duchar, voy a poner un podcast de mi programa de radio favorito para oírlo mientras estoy en el baño. Voy a oler el aroma a vainilla del champú, el olor refrescante del gel y voy a intentar adentrarme en el presente. Sin los agobios de la mente que actúa cual dictadora leyéndome todo el tiempo la lista de lo que debo hacer durante el día, haciéndome sentir culpable si no logro los objetivos que ella ha elaborado para mí, haciendo que me estrese y me frustre, impidiéndome disfrutar la vida tal y como es, sin más. Sencillamente respirar, vivir.

Luego con Kyna al veterinario. Seguimos con las pruebas para ajustar su dosis de medicación para su Cushing.

¡Muy buenos y presentes días para todos! :-).

Anuncios

4 thoughts on “Llegando a la paz mediante Mindfulness

  1. Querida Elena, yo también me he propuesto vivir el presente y leo todo lo que llega a mis manos sobre el tema. Pero me cuesta horrores ya que me caracterizo por un constante estado de preocupación por el futuro. Seguramente será practicar y practicar, como todo en la vida. Ser constante hasta convertirlo en hábito.

    Hace muchos años que mi madre me dice, cuando me ve perseguida por mis problemas, reales y esperados, que viva el día nada mas. Día a día, y si bien no sabe mucho sobre el mindfullness, la experiencia de vida le ha enseñado que es la mejor manera de vivir.

    Cariños,

    Verónica

    Le gusta a 1 persona

  2. Elena adoro a Tolle, y no acabo de entender porqué. No obstante, hay algo importante para mi en lo que no estoy de acuerdo ¡El dolor es evitable! Diga lo que diga Tolle y esto lo ha probado el cirujano Angel Escudero (puedes ver sus vídeos en su canal de Youtube). Es algo que a la gente le cuesta entender, lo comprendo, pero creo que es importante empezar a hacernos cargo de que nuestra mente tiene un potencial que aún estamos comenzando a entender.

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Sirah!
      No he visto aún los vídeos del cirujano Escudero. Pero creo que el dolor, por ejemplo, tras la pérdida de un ser querido es inevitable. Lo que sí pienso que es evitable es revolcarse en el fango del dolor y fustigarse uno mismo provocándose sufrimiento.
      Un beso!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s